La fe sin obras es muerta

- Advertisement -

Un hombre regresó a su casa y encontró a su madre conversando con un vagabundo en la cocina mientras éste comía unos bocadillos que la señora le había preparado.

Reflexiones Cristianas - La fe sin obras es muerta
La fe sin obras es muerta

En su camino al mercado, ella se lo había encontrado y le había hallado no sólo en gran necesidad de ayuda física sino también espiritual. El hombre llegó a escuchar algo de la conversación de su madre con el vagabundo.

«Desearía encontrar a mucha gente como usted en el mundo» decía el vagabundo. «Los hay. Sólo tiene que buscarlos» contestó la señora. «Pero señora -contestó él- yo no la busqué a usted, ¡usted me buscó a mi!«. ¿No es ese el llamamiento de Dios y la lección de la parábola de la oveja perdida?.

«Entonces él les refirió esta parábola, diciendo: ¿Qué hombre de vosotros, teniendo cien ovejas, si pierde una de ellas, no deja las noventa y nueve en el desierto, y va tras la que se perdió, hasta encontrarla? Y cuando la encuentra, la pone sobre sus hombros gozoso; y al llegar a casa, reúne a sus amigos y vecinos, diciéndoles: Gozaos conmigo, porque he encontrado mi oveja que se había perdido. Os digo que así habrá más gozo en el cielo por un pecador que se arrepiente, que por noventa y nueve justos que no necesitan de arrepentimiento.» Lucas 15:3-7.

¿Estaremos esperando a que las personas vengan a nosotros solicitando nuestra ayuda, para que derramemos el amor de Dios sobre ellos?; hablando de amor, cuando vemos a un necesitado ¿Lo ayudamos o hacemos que no lo vemos?. Nuestro Señor apartó unos a la derecha y otros a la izquierda, la respuesta es muy sencilla, ahora bien, dime ¿De qué lado quieres estar?.

De los que tuvieron hambre y no les diste de comer, tuvieron sed y no les diste de beber, tuvieron frío y no los cobijaste, estuvieron en la cárcel y no los visitaste, o de los que ayudan sin importar qué. La salvación no es por obras pero una fe sin obras es una fe muerta.

Deje acá su comentario