Cómo no amar a Dios si a pesar de que le fallo, el me sigue amando.